Respuesta del Abogado del Estado sobre el Recurso de ANPIR

 

pantallazo

El pasado día 8 de noviembre de 2013, la Asociación Nacional de Psicólogos Clínicos y residentes (ANPIR) publicó en su página web un recurso al Real Decreto que establecía los requisitos de Master en Psicología General Sanitaria. Este comunicado responde a una gran discusión dentro de la regulación de la psicología que es la relación entre el Master en Psicología General Sanitaria (MPGS) y los Psicólogos Internos Residentes (PIR), así como los profesionales correspondientes (Psicólogos Generales Sanitarios y Psicólogos Especialistas en Psicología Clínica).

Según la asociación, el acceso al PIR debe ser restringido a aquellos que superen el MPGS, de forma que para poder acceder al Sistema Nacional de Salud se deba realizar el grado en psicología, después el MPGS, después entrar al programa PIR y después opositar para conseguir una plaza. Al respecto de esta problemática, el Colectivo de Estudiantes de Psicología Publicó un artículo en contra de esa posición.

El pasado 23 de Mayo de 2014, se emitió desde la Abogacía del Estado una respuesta a ese comunicado, que bajo nuestra opinión resulta muy positiva para la psicología. De esta forma, desde el Estado se establecen puntos que son importantes para aquellos que quieran ejercer dentro de la psicología de la salud, realizar el MPGS y/o realizar el PIR:

  • La única diferencia entre un Psicólogo General Sanitario (PGS) y un Psicólogo Especialista en Psicología Clínica (PEPC), es que el primero sólo puede trabajar en el ámbito privado y el segundo puede acceder al Sistema Nacional de Salud.
  • No existen competencias reservadas para los PEPC que no puedan realizar los PGS. Ni tampoco hay razones para que las prácticas no puedan ser realizadas en centros del Sistema Nacional de Salud.
  • Si se excluye de la formación del psicólogo general sanitario todo lo relativo a trastornos y enfermedades mentales, adicciones, terapias, etc., no quedaría ningún ámbito de actuación en el que este pudiera trabajar. Esto iría en contra de las competencias que ya se han establecido en el resto de leyes.
  • Debe concluirse que el Psicólogo General puede realizar diagnósticos, tratar trastornos y enfermedades mentales (entre otras, las relativas a adicciones, terapias de pareja, etc. cuya supresión expresamente pide ANPIR) y tener pacientes.

Esperemos que este resumen os haya sido útil y claro, para leer el resto de la respuesta podéis hacerlo aquí, en la Contestación a la demanda. Recordad que aunque sea un punto positivo en la regulación de la psicología, la Audiencia Nacional aún debe establecer la resolución definitiva.

8 comentarios en “Respuesta del Abogado del Estado sobre el Recurso de ANPIR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tenemos que avisarte de que...

...este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando, estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Pincha el enlace para mayor información.

CERRAR